Así lo recoge la "Guía sobre incubadoras de emprendimiento social" elaborada por la Fundación Acción contra el Hambre con el apoyo de la Fundación Caja Navarra.