Edurne Sesma ha abierto una peluquería mixta en Tudela, y comparte su experiencia.

Surge después de llevar 12 años trabajando en una peluquería que cierra por diversas circunstancias. Es por ello que decido emprender y poner en marcha mi propia peluquería.

Las actividades que realizo son las propias de una peluquería mixta y de niños, que son las que a continuación se especifican:

  • Corte, peinado, color, mechas, tratamientos capilares (keratina, alisado, permanente, caída de cabello, volumen de cabello, etc.) y maquillaje para eventos.
  • Se utilizan productos de primera gama.

Me dirijo a un público objetivo amplio, en concreto a mujeres, hombres y niños.

Consorcio EDER lo he conocido a través de una amiga que había emprendido gracias a la ayuda de esta entidad. Me han informado de los pasos necesarios para la puesta en marcha de la actividad, de las ayudas a las que podía acceder y la tramitación de las mismas. Lo que más valoro es la buena atención que he recibido en todo momento y la profesionalidad de las técnicas del área de emprendimiento.

Lo más complicado

Lo más complicado ha sido todo el tema burocrático hasta la puesta en marcha de la actividad y la búsqueda de local.

Aspiramos a

Espero que vaya cada vez a más y poder vivir de esta actividad que me apasiona.