Incapacidad Temporal

La prestación se reconoce en los mismos términos y condiciones que en el Régimen General de la Seguridad Social, con las particularidades siguientes:

  • Debe realizar una Declaración de situación de la actividad (explicando si se ha cerrado el negocio o designando la nueva persona que gestione directamente el establecimiento durante la baja) en el plazo de los 15 días siguientes a la baja y después con periodicidad semestral (modelo para solicitud de incapacidad temporal).
  • La tramitación se hace siempre ante la Mutua por la que se ha optado para cubrir esta contingencia.
  • Cuantía:
    • Si deriva de enfermedad común o accidente no laboral: el 60% de la base reguladora (la base de cotización del trabajador correspondiente al mes anterior al de la baja médica, dividida entre 30), que se abonará desde el día cuarto al vigésimo de la baja, ambos inclusive y el 75% a partir del día vigésimo primero.
    • Si deriva de accidente de trabajo o enfermedad profesional (siempre que se hubiese optado por la cobertura de las contingencias profesionales), se abonará el 75% de la base reguladora desde el día siguiente al de la baja.

Riesgo durante el embarazo y la lactancia natural

Las trabajadoras por cuenta propia que hayan interrumpido su actividad profesional por encontrarse en dicha situación tienen derecho a una prestación equivalente al 100% de su base reguladora (la base de cotización del mes anterior) mientras dure esa situación.

Como en la Incapacidad Temporal es necesario presentar una Declaración de situación de la actividad (explicando si se ha cerrado el negocio o designando la nueva persona que gestione directamente el establecimiento durante la baja) en el plazo de los 15 días siguientes a la baja y después con periodicidad semestral (modelo para solicitud de incapacidad temporal).

La gestión corresponde a la Entidad Gestora (mutua) y se abonará mensualmente.

El procedimiento es el mismo que para los trabajadores por cuenta ajena.

Maternidad y Paternidad

En las mismas condiciones que el Régimen General, debiéndose presentar la Declaración de situación de actividad (explicando si se ha cerrado el negocio o designando la nueva persona que gestione directamente el establecimiento durante la baja).

Otras prestaciones, tales como incapacidad permanente, jubilación, cese de actividad, etc pueden consultarse en Acción protectora – prestaciones