Durante el primer trimestre de 2019, el Régimen Especial de Trabajadores Autónomos (RETA) vio descender su número de personas afiliadas en Navarra en 205, lo que supone un descenso del 0,4%, según datos de la Federación Nacional de Asociaciones de Trabajadores Autónomos (ATA).

A escala estatal se ha pasado de los 3.254.663 autónomos y autónomas en diciembre de 2018 a 3.254.078 en marzo de 2019, lo que supone un descenso de 585 persona. Según indican desde la organización, se trata del primer descenso en los últimos cinco años en el primer trimestre y contrasta con el crecimiento de 25.722 personas autónomas registrado en el primer trimestre de 2018.

Siete comunidades suman autónomos y autónomas en los tres primeros meses del año, frente a las otras diez que cierran en negativo.

Islas Baleares lidera el crecimiento, con un aumento del 1,6% que, en términos absolutos, se traduce en 1.418 nuevos trabajadores y trabajadoras por cuenta propia cotizando a la Seguridad Social. Le siguen la Región de Murcia, con un incremento del 0,6%, Andalucía y Canarias, ambas con un incremento del 0,4% (2.144 y 559 autónomos más, respectivamente) y la Comunidad Valencia y Extremadura, con un aumento en ambos casos del 0,3%. La Comunidad de Madrid ganó un 0,1% de autónomos, 327 cotizantes más al RETA en la región.

El resto de comunidades han registrado descensos en cuanto a la afiliación. Asturias se sitúa a la cabeza con un descenso del 0,7% de sus cotizantes al Régimen de Autónomos, seguida de Aragón, Cantabria, Castilla y León y Castilla La Mancha, todas ellas con un descenso relativo del 0,6% durante los tres primeros meses del año.

Al analizar los datos por género, las  mujeres lideran el emprendimiento. Las mujeres que decidieron poner en marcha su propio negocio y cotizar como autónomas aumentaron un 1,1% en el primer trimestre del año, con un total de 930 mujeres autónomas más frente al descenso de 1.515 autónomos varones.

 

Suscríbete al sistema de notificaciones