La instalación pretende ayudar a empresas externas a producir peces de forma más eficiente y rentable. Igualmente, busca experimentar, diseñar y desarrollar sistemas propios de alimentación animal que minimicen el uso de antibióticos y resulten más saludables que los que actuales.

 

El ser humano se encuentra en el vértice más alto de la cadena alimentaria (también denominada trófica). Su salud, en gran medida, depende de su alimentación. Por lo tanto, consumir animales que han sido alimentados, a su vez, de forma saludable puede resultar crucial para asegurar nuestro bienestar personal así como nuestra calidad de vida. Éste es el concepto, grosso modo, que subyace al proyecto Pentaqua. Una iniciativa que justo acaba de llegar a los Viveros de CEIN y que está alineada con una tendencia cada vez más extendida y valorada como es la de consumir peces de granjas acuícolas ajenos a la creciente contaminación que se acumula en nuestros mares y océanos.

¿Cómo definiríais vuestra empresa?

El proyecto Pentaqua fue desarrollado con dos objetivos principales. Por un lado la puesta en marcha de un centro de experimentación animal acuícola que permita brindar servicios a empresas externas para la evaluación de productos que mejoren la eficiencia y rentabilidad de la acuicultura. Por el otro, poder experimentar, diseñar y desarrollar productos propios que se puedan aplicar de manera preventiva, terapéutica o profiláctica en los peces y que, a su vez eviten, el uso de antibióticos en producción animal.

¿Cuándo os pusisteis en marcha y qué os motivó a ello?

Accedimos a las instalaciones en julio de 2019 y, desde entonces, hemos equipado la nave y el laboratorio con la maquinaria necesaria que permita el buen funcionamiento del centro de experimentación.

¿En qué momento se encuentra vuestro proyecto y cuáles son vuestros planes a futuro?

Actualmente nos encontramos en plena tramitación de permisos ante el Gobierno de Navarra. Inicialmente, las pautas de trabajo establecidas serán desarrolladas con especies de agua dulce. Para ello usaremos como modelo experimental la trucha arcoíris (Oncorhynchus mykiss). No obstante, contamos también con diferentes colaboradores introducidos en el sector para ampliar nuestros estudios a las principales especies marinas cultivadas.

 

EXPERIENCIA, FACTOR CLAVE DE ÉXITO

 

¿Cuál es el servicio que más valoráis del Vivero?

La atención recibida a lo largo de todo el proceso de instalación, el acompañamiento y la asesoría técnica. También destacaríamos la posibilidad de poder participar en los diferentes eventos y actividades de formación que se van desarrollando a lo largo del año.

Una recomendación o consejo para aquellos emprendedores que se encuentren en vuestra situación. ¿Por qué deben dar el paso y empezar a emprender su propio proyecto?

Cada uno debe saber valorar cuál es su vocación y su deseo de llevarla adelante. En base a esa idea básica es como hay que actuar. Hay personas más proactivas, con más iniciativa y eso es lo que marca el perfil del emprendedor. Sin embargo, bajo ningún concepto esa persona debe olvidar ni temer compartir su idea para que le puedan aportar experiencia. Desde luego, una idea sin experiencia tiene menos posibilidades de obtener éxito.

 

 

 

FICHA TÉCNICA

Nombre Empresa: Pentabiol – Proyecto Pentaqua

Año Fundación: 2013

Fundadores: Tania Pérez Sánchez y PENTABIOL S.L.

Sector de Actividad: Alimentación animal

 

Suscríbete al sistema de notificaciones