El Servicio Navarro de Empleo-Nafar Lansare (SNE-NL), dependiente del Departamento de Derechos Sociales, ha adaptado a la situación del COVID-19 la convocatoria de ayudas económicas para la conciliación de la vida familiar y laboral a profesionales del trabajo autónomo.  Así, amplía el objeto de las subvenciones a otros familiares dependientes y al cuidado de niños y niñas hasta los 12 años de edad.

En la convocatoria de ayudas vigente hasta la fecha se subvencionaba el cuidado de menores de hasta 7 años. La ampliación de la edad de cobertura y la extensión a familiares que acrediten dependencia es una medida adoptada por el SNE-NL, que asocia el Plan de Conciliación de este organismo con su paquete de medidas frente al COVID-19.

El procedimiento contempla ayudas de 300 euros al mes cuando se ofrezca a una persona en paro un contrato de trabajo,  de un mínimo de 3 meses de duración y hasta un máximo de 12, y se abona en un pago único. La cuantía de la subvención se incrementa a 330 si el contrato se realiza en una zona rural (si la actividad profesional radica en un municipio de menos de 5.000 habitantes) o si la persona contratada es una mujer; y hasta 360 euros al mes si el contrato se extiende a una mujer en zona rural.
Para optar a la ayuda, el o la profesional del trabajo autónomo deberá contratar a una persona que cuide a sus hijos, hijas o en acogida menores de 12 años.

La subvención también se concede para quien contrate a una persona que le sustituya en su puesto de trabajo de manera que el o la profesional autónoma cuide a menores de 12 años a su cargo o familiares que tengan un grado de dependencia acreditada. En esta modalidad hay que destacar que la ayuda es compatible con las bonificaciones de cuota de la Seguridad Social.
Las personas interesadas pueden encontrar más información y realizar la solicitud en esta ficha de trámite de la página web de empleo.

Suscríbete al sistema de notificaciones