Enero ha terminado con un balance negativo de menos 369 trabajadores autónomos en los registros de la Seguridad Social en Navarra. La afiliación media de autónomos dados de alta en el Régimen Especial de Trabajadores Autónomos (RETA) de la Seguridad Social en Navarra queda así en 45.477, la más baja en todo el periodo de crisis que comenzó a comienzos del año 2008. “Esta cifra por sí misma demuestra lo profundo de la crisis que estamos sufriendo y la dificultad en el futuro para crear empleo, ya que son los autónomos que hubieran podido contratar a otros trabajadores en el futuro los que están cerrando sus propias actividades”, Ainhoa Unzu, Presidenta de UPTA-UGT Navarra.

En todo caso, UPTA-UGT Navarra espera avanzar en la prometida Ley de Emprendedores, que debe convertirse en un buen instrumento de fomento y desarrollo de las nuevas iniciativas emprendedoras e impulsar mayores estímulos desde el sector público a la actividad económica.