La Unión de Profesionales y Trabajadores Autónomos (UPTA) informa en una nota de prensa de que hasta septiembre de 2013, en los tres primeros trimestres del año, el número total de autónomos afiliados a la Seguridad Social había crecido en 11.725, o un 0,39%. De entre ellos 11.397, es decir prácticamente el 100%, corresponden a jóvenes de hasta 29 años de edad. El incremento de este colectivo es del 5,24%.

Los jóvenes de hasta 30 años son los que hasta esa fecha se podían acoger a la denominada tarifa plana de reducción del 50% del coste a la Seguridad Social, medida que sin duda tiene un importante efecto en esta evolución tan positiva.

UPTA advierte de que hay que tener en cuenta que si bien el aumento más considerable fue en el segundo trimestre, casi 12.000, sin embargo en el último trimestre aparece una mínima disminución de 37. “Esto quiere decir que puede haber un efecto estacional en los datos del II trimestre y puede no consolidarse esta evolución en lo que resta de año”, explica el secretario general de la Organización, Sebastián Reyna.

Por otra parte, UPTA teme que puedan concentrarse bajas una vez superado el primer periodo de reducción de las cuotas a la Seguridad Social, con lo que la movilidad del colectivo sería aun mayor.

Fuente: UPTA