La Cooperativa de Emprendedores de ANEL ha sido destacada como una de las incubadoras de emprendimiento social más relevantes en la “Guía sobre incubadoras de emprendimiento social“, elaborada por Acción contra el Hambre y financiada por Fundación Caja Navarra. Se trata de un estudio que seleccionada a 22 iniciativas de apoyo a proyectos de impacto social a las que considera más innovadoras a nivel nacional.

Esta guía incorpora fichas con una descripción de los servicios que se prestan a los proyectos. Además muestra sus buenas prácticas en el diseño, implantación y gestión.

Bajo este término de “incubadoras” se han reunido iniciativas de diferentes tipologías públicas, privadas y mixtas; especializadas en ciertos sectores o generalistas; con ámbito autonómico, nacional o internacional… Lo que tienen en común es su buen hacer a la hora de fomentar el emprendimiento social.

De ahí que como apuntan sus promotores, “el foco del estudio va dirigido a identificar e impulsar tanto el emprendimiento social como el inclusivo, a las empresas dedicadas a la economía social y/o solidaria, a todas aquellas iniciativas que incluyen dentro de sus objetivos el generar un impacto social positivo”.

Respecto a la Cooperativa de Emprendedores de ANEL la guía hace hincapié, además de en cuestiones como la reducción del riesgo y el incremento de las posibilidades de éxito, en el elemento “experiencial”. Como aseguran, formar parte del Cooperativa de Emprendedores supone “una vivencia real de aprendizaje”. Así, el equipo “tiene su primera experiencia de trabajo conjunto, se conocen personas y entidades relevantes del ecosistema emprendedor del territorio, se obtiene visibilidad y los proyectos se posicionan bien desde el inicio”.