112 altas netas ha registrado el Régimen Especial de Trabajadores Autónomos de la Seguridad Social en Navarra el pasado mes de abril, dejando el número de autónomos/as en 46.722.

A nivel estatal, el crecimiento ha sido espectacular, ya que el 11% de las 175.495 altas netas que ha registrado el total del Sistema durante el pasado mes corresponden a trabajadores autónomos. Lo que hace que el balance desde marzo del año pasado siga siendo positivo registrando un aumento interanual de 73.132 activos, alcanzando la cifra total de 3.151.593 trabajadores por cuenta propia.

Sin duda, este aumento de abril se debe a la Semana Santa, donde las contrataciones de inicio de la temporada turística ya han comenzado. “El sector turístico se sigue comportando adecuadamente, lo que se demuestra por el hecho de que el mayor aumento de autónomos se produce en las zonas turísticas, Baleares, Andalucía, Cataluña y Valencia”, explica el secretario general de la Unión de Profesionales y Trabajadores Autónomos, UPTA-UGT Sebastián Reyna. Aún así, y valorando estos datos de manera muy positiva, Reyna también advierte de que estos datos habrá que consolidarlos después del verano, temporada tradicionalmente peor.

A pesar de todo, Reyna hace hincapié en la “prudencia” a la hora de valorar los datos. “Es posible que realmente el trabajo autónomo pueda empezar ya a tirar de la actividad económica, como ha hecho históricamente en todas la épocas de crisis, pero necesita el impulso y el apoyo que los Gobiernos puedan ofrecer y sobre todo la reactivación de la demanda interna con políticas más expansivas”, afirma el secretario general de UPTA-UGT. “Sólo hablaremos de buenos datos reales cuando las subidas de altas en el Régimen de Autónomos no se deban a factores coyunturales, sino cuando obedezcan a la buena evolución del país en general”, subraya Sebastián Reyna.

Por ello, UPTA-UGT se propone reforzar su apuesta por el apoyo al autoempleo como una de las vías más eficaces en la creación de empleo estable. “El 80% de los nuevos emprendedores son y seguirán siendo en el futuro trabajadores autónomos. Por lo tanto es esta figura jurídica y social la que debe ser el centro de todas las políticas encaminadas a fomentar la actividad económica. UPTA-UGT considera que el sector público debe concentrar sus esfuerzos en los nuevos trabajadores por cuenta propia que serán los protagonistas de la realidad empresarial del futuro”, asegura el secretario general de la Organización.

Todas las Comunidades Autónomas han tenido en marzo datos positivos, los mejores se han registrado en Andalucía, con un incremento de 6.247 activos; Baleares, +2.897; Cataluña, 2.985 y Comunidad Valenciana.

Por sectores, el mejor dato lo ha obtenido el sector de la hostelería, que ha incrementado en 5.005 activos la afiliación el pasado mes de abril. Además, hay que sumar los 4.717 del comercio, los 2.376 de la construcción y los 1.687 de las actividades profesionales y técnicas. Ningún sector ha registrado datos negativos.

Las cifras de este mes en el Régimen Especial de Trabajadores Autónomos confirman las propuestas de UPTA-UGT para que se articulen fórmulas pensadas específicamente para este colectivo y la empresa individual. Para Reyna, los autónomos son empleo y creadores de empleo, “son el principal factor de creación neta de trabajo”. Por ello, la Organización seguirá pidiendo al Gobierno un compromiso político claro para volver a la senda del crecimiento de trabajo autónomo en el entorno del 5%. “La creación neta aproximada de 180.000 nuevos autónomos en durante este año sería un paso trascendente para recuperar la expansión del empleo en general”, explica el secretario general de la UPTA-UGT.