Según el informe elaborado por la Unión de Profesionales y Trabajadores Autónomos (UPTA), a partir de los datos del Registro de la Seguridad Social, la afiliación al Régimen Especial de Trabajadores Autónomos (RETA) de los jóvenes menores de 30 años aumentó en 7.986 afiliados a lo largo de los dos primeros trimestres de 2014. Lo que representa una tasa de crecimiento en el conjunto de lo que va de año del 3,43%. En junio de 2014 el número de autónomos con menos de 30 años era de 240.567, frente a los 232.581 al final del año 2013.

Esta cifra está muy por encima de las tasas con las que se cerraron los años 2012 y 2011, que registraron un crecimiento negativo del colectivo de jóvenes autónomos del 4,16% y del 5,50%, respectivamente, aunque todavía sigue por debajo de la conseguida en 2013 que fue del 6,85%.

La buena evolución de los datos demuestra lo que UPTA siempre ha destacado, las últimas medidas adoptadas por el Gobierno en materia de fomento del autoempleo juvenil, como fue la bonificación de cuotas a la Seguridad Social y la posibilidad de capitalizar la prestación por desempleo en un pago único del 100%, medidas ambas aprobadas para este colectivo de edad menor de 30 años, fueron sin duda acertadas.

También es resultado de las campañas de promoción realizadas conjuntamente por el Ministerio de Empleo y las asociaciones nacionales de trabajadores autónomos durante el pasado año 2013.

Sin embargo, la secretaria de Igualdad de UPTA, Ainhoa Unzu, quiere destacar que “el ritmo de crecimiento se ha frenado con respecto al mismo periodo del año anterior, por lo que sería necesario estudiar fórmulas nuevas que incentiven aun más el trabajo autónomo entre los jóvenes”.

El análisis desagregado por rangos de edad muestra también cómo el crecimiento se produjo en todos los segmentos de edad del colectivo en este segundo trimestre del año, destacando  la tasa de variación del 8,4% (531 autónomos más) de los autónomos entre 16 y 19 años y la de los 20 a 24 años, 4,2% (2.623 autónomos más).

Por género, las jóvenes trabajadoras autónomas registraron una tasa de variación trimestral del 3,0% y los jóvenes autónomos del 3,1%.

Por Comunidades Autónomas, en junio de 2014, Andalucía sigue siendo el territorio que tiene un mayor número de trabajadores por cuenta propia menores de 30 años afiliados al RETA, con 45.254; seguida de Cataluña, 38.448; Valencia, 25.954; Madrid, 25.353 y Galicia, 14.610.

Baleares fue la Comunidad donde más empleo de jóvenes autónomos se creó en este periodo en términos porcentuales. Con una tasa de crecimiento del 15,7%, seguido de Melilla (10,8%), Ceuta (6,7%), Aragón (4,9%) y Extremadura (5,1%).

La estadística que sigue UPTA es la del crecimiento neto, es decir una vez restadas las bajas que se producen en el mismo colectivo de edad. Ya que el mero seguimiento del número bruto de altas es más espectacular pero puede confundir la información. Además, de este modo permite confirmar la consolidación en el tiempo de estas iniciativas.